Huancavelica – Perú: Paccari y su mágico Bosque de Piedra

He llegado a Huancavelica para cumplir algunos objetivos de vida ajenos al turismo, sin embargo, hemos sacado un poco de tiempo al tiempo.

En Huancavelica el turismo aún no es rentable para las agencias de turismo me dice Daniel Paucar (mi guía el día de hoy), y es que la demanda no es alta, excepto en determinadas festividades o feriados largos. Debido a ello, si piensas ir a disfrutar de Huancavelica y sus atractivos turísticos, es mejor si realizas con anticipación la reserva del tour que deseas hacer, pues podría suceder que llegues y no hayan salidas durante los días que permanezcas en la ciudad, salvo que seas muy aventurero y deportista para hacer el recorrido a pie y por cuenta propia, o caso contrario, que tu bolsa de viaje sea muy sustanciosa.

Por ejemplo, Paccari Tours (http://www.paccaritours.com/) tiene un tour denominado: Espejo de Lagunas, cuyo recorrido comprende las Lagunas de Choclococha y Pulltoc Chico, además del Nevado de Chonta, sin embargo, no me fue posible hacerlo, ni con ellos, ni con otra agencia de turismo, lo que significa que pronto he de volver a Huancavelica, pero ahora sí, en fechas que se hayan completado grupos para dicha excursión. Mientras tanto, he tomado la decisión de ir a Paccari (que es parte de la Comunidad campesina de Pastales Huando), ubicado en el distrito de Ascensión, a una hora (en automóvil) de Huancavelica, el tour tiene un costo de S/.60.00 (Soles) y es preciso sea un grupo mínimo de 3 personas.

Estando en el lugar, se siente el frío de los 4,700 m.s.n.m, es preciso abrigarse y empezar a caminar, bordear el bosque y disfrutar de él nos tomaría cerca de 3 horas, podría ser un poco más si el ritmo es lento, o menos si decides concentrarte en el paisaje y olvidarte de las fotografías.

Lo anecdótico del tour, es que los padres de Daniel (mi guía), tienen su casita muy cerca al Bosque, la altura favorece la crianza de Alpacas y los padres de Daniel son ganaderos, por lo tanto, ni el bosque, ni el camino, ni las alpacas le son desconocidas a Daniel, él ha crecido rodeado de todo desde que era muy pequeño.

Me ha sido imposible no bromear con él todo el tiempo, porque después de todo, estábamos en el patio de su casa, entonces le sugerimos que construya una piscina allí en las laderas del bosque (él sonríe y ríe al mismo tiempo).

Nos acompañaba también el Sr. Félix (conductor del automóvil), que sin querer, queriendo, se animó a realizar la caminata con nosotros, lo que no estila hacer, pues generalmente espera el retorno de los turistas, pero esta vez fue diferente, aun así no quiso compartir los gastos del tour, porque le decía: Sr. Félix, si usted está paseando conmigo, debería ayudarme con los gastos (y así entre risas, era muy agradable todo alrededor).

Daniel me cuenta que caminamos sobre Pacu Pacu, una especie de gras sintético en apariencia, pero que al ser pisado, pareciera un colchón de esponja, muy relajante el camino. Alpacas y vizcachas nos rodean y el eco que se encierra en el centro del bosque, nos hace juguetear un momento.

Observamos y la neblina empieza a caminar, en las montañas que están frente a nosotros y a muchos kilómetros, llueve. Irónicamente la naturaleza se divide en climas mientras nosotros tenemos que ser coherentes para tener autoridad de vida.

Hemos emprendido el retorno al vehículo, empieza a lloviznar y con ello se mezcla una ligera granizada, Daniel la llama “gerechicchi”. La sabia naturaleza nos ha permitido llegar a tiempo, siempre a tiempo en cada ruta que escogemos.

Mañana haré un breve recorrido a un lugar cercano a la ciudad, luego de eso es preciso regresar a casa, algunos pendientes nos presionan y nos dan vida para volver a salir en busca de una nueva aventura.

¡Buena ruta!

Janice Sánchez

¡Hola, soy Janice! Nací en Perú el 20 de Diciembre de 1981. El amor por los viajes surgió hace mucho de modo que pasa el tiempo y mi gusto por la mochila y la fotografía se hace crónico. Descubrí que tanta experiencia de vida podría convertirse en letras algún día y es lo que hice, empecé a escribir y a escribir, no existe un momento en el que mi mente no divague entre tantas interrogantes, ser reflexiva me ha dado tanto y aunque no creas también me frenado en ciertos aspectos de mi vida porque irremediablemente lo pienso todo.

2 thoughts on “Huancavelica – Perú: Paccari y su mágico Bosque de Piedra

  • Noviembre 21, 2017 at 9:12 am
    Permalink

    Hace 17 años que no he vuelto a Huancavelica, tuve la suerte de ver a los Chopccas y a los Huayanay… recuerdo que me teletransporté al Tahuantinsuyo… me sentía dentro de alguna de las páginas de los comentarios reales en plena invasión del chinchansuyo. Conocí las 7 provincias del departamento, no estaba muy articulado vialmente en ese entonces y tuve que caminar muchísimo (con negrita y subrayado esa parte). Los paisajes que vi aún los tengo en mi memoria a modo de “wallpaper”, la laguna huarmicocha, las caprichosas formas de las rocas en Huayanay, el ruido del viento y la azarosa sensación de pasar la noche en lugares donde ocurrieron matanzas años atrás. Hice un viaje a través del tiempo como si fuese Marty McFly mientras leía tu relato. El tren macho y la comida del viaje, viajar en la tolva de un camión, caminar con lluvia y luego con sol y luego otra vez con lluvia… :)… para llegar a dormir y al retirar la ropa de la mochila darme cuenta que la ropa esta humeda y secarla con toallas… :). Llegar a pueblos donde era el único que hablaba español y donde mi dinero no servía de nada ya que el trueque, como en las épocas del incanato era la forma de comercio.
    Espero la temporada de estiaje de algun año para volver a recorrer el camino andado pero esta vez en camioneta esperando con sentimientos encontrados que el “progreso” de nuestros tiempos no haya destruido su forma de vida. Me queda en mi mente aún sitios como Acobamba, Lircay, Atuna Quihuay, Ccochaccasa, Occoro, Córdoba, Campo Armiño, Pampas, Mejorada, Acoria, Huanaspampa, Yauli y muchos otros más.
    Me alegra que te des tiempo de escribir, tengo muchos relatos que no he publicado pero me siento motivado luego de leerte, creo que seguiré tus pasos.
    Saludos Cordiales.

    Reply
    • Noviembre 26, 2017 at 9:29 pm
      Permalink

      Me alegra mucho haber sido de ayuda para que trajeras a la mente tantos buenos recuerdos. No tengo duda que tienes mucho que contar, que escribir. También me gustaría lo hicieras para que mucha gente (incluyéndome) nos animemos a profundizar nuestro recorrido por esta hermosa tierra llamada: Perú. A la distancia te abrazo mi querido paisano.

      Reply

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.